No siempre son las grandes piezas—como los cómodos sofás o las mesas antiguas—las que terminamos amando más en nuestro hogar. Ya sabes lo que dice, los detalles hacen la diferencia. A veces, las cosas más pequeñas son las que hacen que nuestra vida cotidiana sea más fácil, más placentera, y en general, mucho más especial. Esta es una lista de 6 elementos que puedes agregar a tu esquema decorativo para que te enamores aún más de tu casa.

1. Levanta los pies

Este humilde elemento en la sala de estar a menudo se pasa por alto mientras buscamos desesperadamente el sillón ideal para el espacio. Pero un taburete es una pieza versátil que añadirá carácter—y un toque vintage—a la habitación. Un reposapiés o una otomana funcionan como asientos adicionales en la sala de estar, son una superficie extra para nuestros libros o tabletas, y por supuesto, son un excelente espacio para reposar nuestros pies. Dale una oportunidad y, después de un par de semanas, querrás comprar otra.

2. Agrega estanterías

Las repisas de la imagen son un lugar perfecto para exhibir una galería de arte cambiante. Los dibujos de los niños, retratos familiares, o cualquier otra pieza de arte tiene un lugar garantizado en este espacio. Los estantes flotantes—que por cierto son relativamente baratos—también pueden evitarte a tarea de colgar un marco en la pared, sin mencionar que te ahorra el sufrimiento de descubrir que has perforado la pared dos pulgadas más debajo de lo que debías. Considera colocar suficientes repisas para cubrir toda la pared y tener todo un espacio designado al arte.

3. Cuelga tu parafernalia

Aún en la era del internet y con el resurgimiento de los tableros electrónicos—gracias, Pinterest—a veces nada supera un tablero a la antigua. Ya sea que lo utilices para colgar los dibujos de los niños, para colgar recibos, o para guardar el número del fontanero, los tableros pueden añadir personalidad a tu espacio, y por supuesto, son bastante útiles. Asegúrate de elegir uno que sea lo suficientemente grande para tus necesidades. El corcho es un material perfecto para un tablero, y se puede pintar fácilmente para agregar un toque de color o para hacer que coincida con el resto de tu decoración.

4. Estaciona tu paraguas

Si tienes el espacio en la entrada de tu casa, un lugar donde guardar tu paraguas es una de esas cosas simples que hace tu vida mucho más cómoda y organizada. Si en una tarde lluviosa necesitas un paraguas a toda prisa, sabrás dónde encontrarlo y donde esconderlo cuando el sol brille otra vez. También hay algo muy pintoresco, antiguo, e incluso sofisticado sobre un elemento como este. Es el tipo de cosas que sólo encontrarías en una casa elegante o un hotel lujos, especialmente si eliges una base tradicional de cobre o cuero.

5. Celebra el tiempo

Sí, sabemos que usas tu teléfono inteligente para saber la hora—todo el mundo lo hace. Pero si no tienes un reloj en la pared, no tienes idea de lo que te estás perdiendo. Un diseño clásico—como el de la imagen—añade un toque vintage al ambiente de la habitación, además de que puede ser el elemento perfecto para completar un esquema de diseño. La blanca pared desnuda parecería demasiado vacía sin el contraste de los profundos colores de este clásico reloj. Un reloj de pared te ahorrará la molestia de tener que desesperadamente buscar en tu bolsa por tu teléfono. Y tan sólo eso es una victoria en sí misma.

6. Agrega algo de mimbre

Las cestas de mimbre son la opción más fácil para crear nuevos espacios de almacenamiento por toda la casa. Este sencillo elemento da la impresión de orden sin necesidad de organizar todas las habitaciones de nuestro hogar sin cesar. En el cuarto de baño, utilízalos para guardar el papel higiénico de repuesto, o para despejar tu tocador y guardar tus artículos de uso diario. En la cocina, utilízalos para guardar toallas de papel, especias, e incluso algunos utensilios. No sólo son bastante económicas, sino que el neutro color de las cestas de mimbre las hace un elemento fácil de incorporar a prácticamente cualquier esquema de diseño, independientemente del estilo.

A veces no sabes que algo te incomoda, hasta que la molestia deja de existir. Olvídate de los pies cansados, los papeles regados, y hasta de los paraguas desaparecidos. Podrán parecer bastante sencillos—y es que, en realidad, lo son—, pero estos simples 6 elementos levantarán tu espíritu y el de tu casa. Y por supuesto, en Casa Muebles encontrarás estas humildes piezas—por un humilde precio, también—que harán tu vida mucho más placentera. Prepárate para volver a enamorarte de tu casa.

Leave a reply

Your email address will not be published.